Marte es un planeta de grandes contrastes: enormes volcanes, profundos cañones y cráteres que pueden o no albergar agua corriente. Será un lugar increíble para que los futuros turistas exploren, una vez que pongamos en movimiento las primeras colonias del planeta rojo. Y estos destinos en Marte para explorar lo demuestran.

Es probable que los sitios de aterrizaje para estas futuras misiones necesiten ser llanuras planas por razones prácticas y de seguridad, pero tal vez podrían aterrizar dentro de unos días en coche de alguna geología más interesante.

Destinos en Marte para explorar

Aquí hay algunos lugares que los futuros destinos en Marte para explorar en un futuro no muy lejano.

1Olympus Mons

Olympus Mons es el volcán más extremo del sistema solar. Ubicado en la región volcánica de Tharsis, tiene aproximadamente el mismo tamaño que el estado de Arizona, según la NASA. Su altura de 16 millas (25 kilómetros) hace que sea casi tres veces la altura del Monte Everest de la Tierra, que tiene aproximadamente 5.5 millas (8.9 km) de altura.

Olympus Mons es un volcán de escudo gigantesco, que se formó después de que la lava lentamente se arrastrara por sus laderas. Esto significa que la montaña es probablemente fácil de escalar para futuros exploradores, ya que su pendiente promedio es de solo 5%. En su cima hay una depresión espectacular de unos 53 millas (85 km) de ancho, formada por cámaras de magma que perdieron lava (probablemente durante una erupción) y colapsaron.

2Volcanes Tharsis

Mientras escalas alrededor de Olympus Mons, vale la pena quedarse para observar algunos de los otros volcanes en la región de Tharsis. Tharsis alberga 12 volcanes gigantes en una zona de aproximadamente 2500 millas (4000 km) de ancho, según la NASA. Al igual que Olympus Mons, estos volcanes tienden a ser mucho más grandes que los de la Tierra, presumiblemente porque Marte tiene una atracción gravitacional más débil que permite que los volcanes crezcan más alto. Estos volcanes pueden haber entrado en erupción durante dos mil millones de años, o la mitad de la historia de Marte.

La imagen aquí muestra la región oriental de Tharsis, según la imagen de Viking 1 en 1980. A la izquierda, de arriba a abajo, puedes ver tres volcanes de escudo que tienen aproximadamente 16 millas (25 km) de altura: Ascraeus Mons, Pavonis Mons y Arsia Mons. En la esquina superior derecha hay otro volcán de escudo llamado Tharsis Tholus.

3Valles Marineris

Marte no solo alberga el volcán más grande del sistema solar, sino también el cañón más grande. Valles Marineris tiene aproximadamente 1850 millas (3000 km) de largo, según la NASA . Eso es aproximadamente cuatro veces más largo que el Gran Cañón, que tiene una longitud de aproximadamente 500 millas (800 km).

Los investigadores no están seguros de cómo surgió Valles Marineris, pero hay varias teorías sobre su formación. Muchos científicos sugieren que cuando se formó la región de Tharsis, contribuyó al crecimiento de Valles Marineris. La lava que se mueve a través de la región volcánica empujó la corteza hacia arriba, lo que la rompió en fracturas en otras regiones. Con el tiempo, estas fracturas se convirtieron en Valles Marineris.

4Los polos norte y sur

Marte tiene dos regiones heladas en sus polos, con composiciones ligeramente diferentes; el polo norte (en la foto) fue estudiado de cerca por el módulo de aterrizaje de Phoenix en 2008, mientras que nuestras observaciones del polo sur provienen de los orbitadores. Durante el invierno, según la NASA, las temperaturas cerca de los polos norte y sur son tan frías que el dióxido de carbono se condensa fuera de la atmósfera en hielo, en la superficie.

El proceso se invierte en el verano, cuando el dióxido de carbono se sublima a la atmósfera. El dióxido de carbono desaparece por completo en el hemisferio norte, dejando atrás una capa de hielo de agua. Pero parte del hielo de dióxido de carbono permanece en la atmósfera del sur. Todo este movimiento de hielo tiene vastos efectos en el clima marciano., produciendo vientos y otros efectos.

5Gale Crater y Mount Sharp (Aeolis Mons)

Hecho famoso por el aterrizaje del rover Curiosity en 2012, Gale Crater alberga numerosas pruebas de agua pasada. La curiosidad tropezó con un arroyo a las pocas semanas de aterrizar, y encontró evidencia más extensa de agua a lo largo de su viaje a lo largo del suelo del cráter. Curiosity ahora está en la cima de un volcán cercano llamado Mount Sharp (Aeolis Mons) y observa las características geológicas en cada uno de sus estratos.

Uno de los hallazgos más interesantes de Curiosity fue descubrir moléculas orgánicas complejas en la región, en múltiples ocasiones. Los resultados de 2018 anunciaron que estos compuestos orgánicos fueron descubiertos dentro de rocas de 3.500 millones de años. Simultáneamente a los resultados orgánicos, los investigadores anunciaron que el vehículo explorador también descubrió que las concentraciones de metano en la atmósfera cambian con las estaciones.

El metano es un elemento que pueden producir los microbios, así como los fenómenos geológicos, por lo que no está claro si eso es un signo de vida.

6Medusae Fossae

Medusae Fossae es uno de los lugares más extraños en Marte, y algunas personas incluso especulan que tiene evidencia de algún tipo de accidente ovni. La explicación más probable es que se trata de un enorme depósito volcánico, aproximadamente una quinta parte del tamaño de los Estados Unidos.

Con el tiempo, los vientos esculpieron las rocas en algunas formaciones hermosas, pero los investigadores necesitarán más estudio para aprender cómo estos volcanes formaron Medusae Fossae. Un estudio de 2018 sugirió que la formación puede haberse formado a partir de erupciones volcánicas inmensamente grandes que tienen lugar cientos de veces durante 500 millones de años.

7‘Dunas fantasma’ en la cuenca Noctis Labyrinthus y Hellas

Marte es un planeta formado principalmente por el viento en estos días, ya que el agua se evaporó a medida que su atmósfera se diluyó. Pero podemos ver una amplia evidencia de agua pasada, como regiones de “dunas fantasmas” encontradas en Noctis Labyrinthus y la cuenca de Hellas. Los investigadores dicen que estas regiones solían contener dunas que tenían decenas de metros de altura. Más tarde, las dunas se inundaron de lava o agua, que conservaron sus bases mientras que las cimas se erosionaron.

las dunas viejas como estas muestran cómo solían fluir los vientos en el antiguo Marte, lo que a su vez les da a los climatólogos algunas pistas sobre el antiguo entorno del Planeta Rojo. En un giro aún más emocionante, podría haber microbios ocultos en las áreas protegidas de estas dunas, a salvo de la radiación y el viento que de otra manera los barrerían.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.